El Presi viajero y cuentero…

por | Dic 9, 2021 | Opinión | 0 Comentarios

Durante esta semana se lleva  a cabo la 51 Conferencia Anual de Washington D.C. de las Américas, Estados Unidos de América, a la cual asistió el Presidente Alejandro Giammattei.

El mandatario Giammattei se encuentra realizando una gira en Estados Unidos luego de que Guatemala no fuera invitado a la Cumbre por la Democracia, organizada por el gobierno del presidente estadounidense, Joe Biden.

En su alocución mencionó “el libre comercio, la inversión privada, el emprendedurismo, así como la promoción de políticas enfocadas en el logro del desarrollo económico y social en el hemisferio occidental”.

Para hacer un análisis somero del discurso hay que partir de las facilidades, prerrogativas, accesos y servicios que el país ofrece a propios y extraños que quieran invertir.

A ver presidente, le refresco estos datos. Según el Centro de Investigaciones Económicas y Sociales -CIEN-, en el último estudio arroja datos alarmantes por asesinatos 1808, homicidios 685, las extorsiones y los robos de vehículos  en este año.

El jefe del ejecutivo guatemalteco continuó su discurso “Invito a las empresas estadounidenses e inversionistas a conocer nuestro país, porque y a explorar las grandes oportunidades de negocios, atractivo turístico y nuestra gente. Estoy seguro que Guatemala superará sus expectativas”.

De lo anterior, me surge la pregunta ¿qué empresario, corporativo o particular en sus cinco sentidos y con ese sexto sentido de ganar-ganar, se siente cómodo y tranquilo apostando por un país que le ofrece un clima de negocios poco atractivo para la inversión de su capital, acompañado por estas espeluznantes cifras producto de la delincuencia organizada que impera en la nación centroamericana?. Para hablar de inversión e ir a gritar en un micrófono ante representantes de organizaciones, corporativos y Estados y decirles que el país espera por ellos y por el establecimiento de empresas e instituciones que quieran hacer crecer su patrimonio a cambio de mano de obra calificada, es necesario que se siente con los 14 ministros que forman su gabinete y trabajen en la construcción de un estado de derecho que nos garantice primero a los guatemaltecos un lugar con más y mejores condiciones de vida integral para que nosotros mismos le apostemos al trueque de nuestro capital por la creación de trabajo a cambio del crecimiento como patrono y empleados que favorezcan al desarrollo de nuestro país. Así y solo así, atraeremos la mirada del resto del mundo viendo, confiando y teniendo a la mano los índices de aumento del producto interno bruto, de la recaudación de impuestos que se traduce en mayor inversión social, con hospitales abastecidos de personal médico, medicamentos y equipo hospitalario adecuado y suficiente que atiendan las necesidades de todos los ciudadanos, un territorio que cuente con redes de carreteras que se encuentren en condiciones óptimas de circulación de todos y todas quienes necesitamos transportarnos, reunirnos y trasladarnos por actividades diversas para hacer negocios en la búsqueda de satisfacciones familiares que estabilicen  a la sociedad guatemalteca, crear y diversificar las comunicaciones para todos y que se instale la instalación de  conectividad de internet con banda ancha para cubrir a las áreas menos favorecidas por todos los gobiernos y que se dejan al olvido y solo se voltean a ver en época electoral para pedir el voto y al no más ganar,  llegan a Casa Presidencial, se circunscriben a tratar sus asuntos y los de un grupúsculo con intereses maquiavélicos a quienes deben responder por esos favores de campaña que no son exclusividad de este gobierno, sino a lo largo de la incipiente democracia en el país se ha desarrollado de tal forma, pagados a costa de todos los contribuyentes que mes a mes cumplimos, porque de lo contrario doña Superintendencia de Administración Tributaria –SAT- no perdona. Hay que recordarle a la Contraloría General de Cuentas de la Nación –CGCN- que debe cumplir con lo que establece su ley orgánica y que persiga  a quienes han transgredido sus funciones como funcionario o servidor público.

“Quiero reiterar que nuestro principal objetivo es continuar generando las oportunidades educativas, de trabajo y las condiciones de servicios básicos adecuadas para que los guatemaltecos vivan en armonía y no tengan la expectativa de migrar en busca de una mejor oportunidad”

Decir esas palabras fuera del país es fácil, y le resulta fácil porque él sabe que al pronunciar cada una de esas oraciones en territorio chapín carecen de todo sustento, están muertas desde que las menciona. Ese texto es una ilusión creada por su mente con el apoyo del equipo de comunicación que se esmeró al redactar frase por frase, párrafo por párrafo. Los guatemaltecos le exigimos que en los 25 meses que le quedan de salario a costa de los inocentes a quienes les compró el voto en las elecciones de 2019, trabaje, deje de despilfarrar el erario público, y esos viajecitos no los desperdicie para contar historietas sacadas de un libro de cuentos de la utópica realidad nacional en la que usted y solo usted vive. Guatemala tiene problemas serios creados por su incapacidad, su inoperancia sumados a la prepotencia de su actuar (los periodistas Marvin del Cid y Sonny Figueroa en un libro periodístico que lanzaron a la venta en este 2021 detallan la prepotencia de la cual han sido víctimas de parte del equipo de seguridad del mandatario guatemalteco o de la persecución que han sufrido por hacer su trabajo, el periodismo investigativo), porque algunos de los miembros de su gabinete y digo “algunos” (esto según han dicho allegados a los funcionarios en redes sociales), sí quieren trabajar (han circulado capturas de pantalla de conversaciones en redes sociales de ex funcionarios o servidores públicos con mensajes sobre que “algunos querían trabajar apegados a derecho y con ideas positivas vanguardistas, pero ante su nepotismo, corrupción y actitud caudillista, han renunciado”) en pro de la cartera social para la cual se les nombró, pero usted no les permite hacer su trabajo, porque está comprometido con ese sectorcillo que lo tiene sentado en la silla del ejecutivo. La relación bilateral de nuestro país con países amigos se ha mantenido y no por usted, se ha mantenido porque saben que la corrupción no es creada por el pueblo, sino por usted quien está a cargo del gobierno de nuestro país. De su renuncia, ya ni hablemos… 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *