2021: Falta de semiconductores en el mundo, provoca recorte en producción de automóviles

Ene 13, 2021 | Internacionales, Noticias, Portada | 0 Comentarios

El fabricante de automóviles alemán, Volkswagen, recortará más la producción por falta de semiconductores. El 18 de diciembre el grupo dijo que debía interrumpir la producción de varias de sus marcas en todo el mundo por falta de semiconductores.

La razón es la escasez de semiconductores o chips, cada vez más acuciante a nivel mundial debido a la alta demanda de productos electrónicos, como ordenadores, tablets o teléfonos móviles.

El grupo automovilístico alemán Volkswagen ha informado que va a recortar más la producción en su sede central en Wolfsburg, en el norte de Alemania, por falta de semiconductores, por lo que va a prolongar el trabajo a jornada reducida en esa factoría.

Volkswagen ha informado este miércoles de que interrumpirá la producción en Wolfsburg, donde ensambla el Golf, el Touran, el Tiguan y el Seat Tarraco, cuatro días en enero y que las próximas semanas decidirá si son necesarias más medidas.

Los semiconductores son elementos que tienen una conductividad eléctrica inferior a la de un conductor metálico pero superior a la de un buen aislante. El semiconductor más utilizado es el silicio, que es el elemento más abundante en la naturaleza, después del oxígeno.

Por ello el grupo automovilístico debe ajustar en el primer trimestre de 2021 la producción de algunas fábricas en China, Norte América y Europa al suministro de los semiconductores.

El ajuste de la producción afecta a automóviles de las marcas VW, Skoda, Seat y Audi, que comparten la plataforma modular.

El grupo Daimler también va a interrumpir la producción en la fábrica de vehículos compactos de Mercedes en Rastatt (Baden-Württemberg), donde ensambla la Clase A, la Clase B y el GLA y a partir del viernes también se aplicará el trabajo a jornada reducida.

Al comienzo de la pandemia del COVID-19 bajaron mucho las ventas automovilísticas y los fabricantes de semiconductores orientaron su producción a otros sectores como la electrónica de consumo.

La rápida recuperación del mercado automovilístico ha incrementado la demanda de semiconductores por parte de los fabricantes y por ello se han creado cuellos de botella en el suministro que les han obligado a parar la producción. 

SEAT se ha planteado además cierres colectivos cuya duración dependerá del nivel de suministro de semiconductores, pero podrían llegar a durar 30 días por línea en el caso de la planta de componentes de El Prat de Llobregat (Barcelona) y afectar de forma simultánea a más de 11.000 trabajadores.

Ya se han puesto en marcha las negociaciones entre el sindicato y la compañía, que tiene previsto recuperar el volumen de vehículos que no se fabriquen debido a esta situación.

La escasez de estos componentes se está convirtiendo en un problema global para la industria automotriz, y Honda, en Japón, ya ha avisado de que tendrá que reducir la producción de vehículos este mismo mes.

En Alemania, Volkswagen también anunció el mes pasado que recortará la producción en China, América del Norte y Europa debido a la escasez de chips, que ahora son más caros.

En este escenario, se espera que la escasez de suministro en el mercado provoque un aumento en los precios de los sistemas de memoria y semiconductores, una posible disminución de la producción de vehículos y un aumento de precio de los mismos a lo largo de 2021.

Fuente: El Economista.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *