Valencia: el declive del pulmón industrial venezolano

Feb 5, 2019 | Internacionales | 0 Comentarios

La presión internacional se acentúa contra el gobierno de Nicolas Maduro en un país donde la crisis económica y la hiperinflación han provocado el derrumbe de la producción industrial y el empobrecimiento de la población obligando a miles de venezolanos a huir a los países vecinos. La ciudad de Valencia, antaño el pulmón industrial del país, es la imagen de este fenómeno. Hoy las fábricas se han ido dejando un paisaje de abandono total.

“Quiero que veas eso, aquí en la esquina estaba la fábrica de Ford, pero ahora parece el desierto del Sáhara, aquí no hay nadie, antes aquí estaba full de carros, ahora, absolutamente nada”, dice Hernán, fotoperiodista que vive en Valencia desde hace 15 años. Desde hace tres, ha constatado la magnitud del declive industrial de la zona.

Desde el vehículo, vamos recorriendo la zona industrial del sur de Valencia. Fábricas cerradas, almacenes abandonados y nada de circulación en hora punta. “La General Motors era la fábrica bandera del Estado de Carabobo, la fábrica más grande de América Latina, la que más producía después de la de México y mira en qué estado está, hasta el logo se le cayó, el rumor es que están desguazando las máquinas para vender el metal”, explica Hernán.

Las pocas fábricas que aún están en pie funcionan a ralentí. La caída de la actividad fue brutal según Carlos González, presidente de la patronal del Estado de Carabobo. “Aquí en Valencia en el año 1994 teníamos casi 6.000 grandes empresas e industrias. Nosotros representábamos el 30% del parque industrial y de grandes empresas de Venezuela, en una sola ciudad. Hoy en día apenas quedan 2.600 a nivel nacional y aquí no tendremos más de 600. Aquí teníamos seis ensambladoras de diferentes marcas de vehículos automotores, hoy en día queda media, ni siquiera una completa”, se lamenta González.

¿Por qué se van las fábricas?

Las razones que explican la caída de la producción hay que buscarlas en los años del petróleo caro que permitían importar cualquier tipo de mercancías, en el agotamiento de la materia prima, la expropiación de empresas consideradas como capitalistas que explotan y luego la caída del precio del crudo, el control del cambio y las barreras administrativas.

La zona del centro comercial de la zona industrial también está poco concurrida. Las camionetas privadas se han hecho un hueco ante la casi inexistencia de transportes públicos. Jason intenta encontrar un autobús o pagar una camioneta sin éxito. “No hay transporte, no hay camionetas, no hay nada. Bueno, camionetas hay pero es demasiado caro. A pie yo tardo más de una hora”, se queja este obrero que trabaja en mantenimiento desde hace una década, pero los tiempos han cambiado.

“Estamos ahorita parados. No tenemos nada que hacer. No hay producción de nada. Cada día está peor. Siempre nos pagan el sueldo pero estamos ahí sin hacer nada”, añade Jason que gana 23.000 bolívares por mes, un sueldo con el que apenas se puede comprar harinay huevos. Votó por Hugo Chávez pero no por Nicolás Maduro.

“Me gradué en la Universidad en el año 1997 y enseguida empecé a trabajar aquí. Ahora, las empresas están abandonadas”, dice Mery que trabaja como directora de Recursos Humanos y que también tiene que volver a casa a menudo a pie. Para ella, la zona industrial está irreconocible. “No encuentro mano de obra porque el salario que les ofrecemos no les alcanza. Tienes que buscarlos cerca de la zona porque no hay transporte. Muchos se han ido al extranjero y de hecho tengo a varios trabajadores en varias empresas que me dijeron que en pocos meses se van. Ojalá se pudiera recuperar porque hay mucha gente buena que quiere trabajar”, explica Mery.

Mery y Jason fueron a manifestarse el pasado sábado en Valencia para apoyar al opositor Juan Guaidó. Quieren un cambio a la cabeza del país y que se retome la actividad industrial. Los estudiantes formados se van al extranjero, los profesores mal pagados tienen un segundo empleo para poder llegar a fin de mes y la zona industrial sigue vaciándose.

Con información de Radio Francia Internacional

Luis Hernández
Luis Hernández

NOTICIAS RELACIONADAS

¿Cuántos salvadoreños hay en Estados Unidos y qué planes tienen?

¿Cuántos salvadoreños hay en Estados Unidos y qué planes tienen?

Al menos 1.4 millones de salvadoreños viven en Estados Unidos, y la mitad está en una situación migratoria irregular, según una encuesta de 2022 publicada por la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y el Banco Central de Reserva de El Salvador. El...