“El fracaso de la educación”

por | Jul 23, 2021 | Opinión | 0 Comentarios

¿Quién sabe si algún día celebremos la ignorancia?

Actualmente existe un gran porcentaje de estudiantes que están por terminar sus estudios universitarios, desafortunadamente ese éxito es más aparente que real, pues el nivel de formación es deficiente, condicionado por contenidos poco concretos para producir resultado adecuados en el momento de ofrecer sus servicios profesionales.

Después de estudiar cinco o más años, se encuentra más escolarizado, cuyo horizonte está colmado de dudas sobre el dominio que presenta sobre su especialización, esto lo frustra, por no decir que se siente engañado, pues durante el periodo de su formación alimento constantemente la ilusión de que el esfuerzo realizado le prometía oportunidades y prosperidad.

Es muy triste despertar del sueño y darse cuenta de que no es apto para obtener un trabajo digno y apto, pues egresa del sistema educativo nacional y superior, sin poseer las competencias, las cualidades que el contexto y los empleadores esperan encontrar en los profesionales, esto ocurre porque en las aulas no se les proporciona los conocimientos útiles, contextualizados, las aptitudes, las actitudes y los valores de un profesional en su rama.

Hablemos de las frases que durante su vida escolar deben de tener presente “siéntese, cállese y copie” expresiones que se refuerzan en su hogar y en su contexto, sumado a ello debe aprender que lo fundamental en los primeros años escolares, debe prestar atención a lo que es importante saber leer, escribir, efectuar las 4 operaciones básicas, prácticamente debe saber que el resto de los conocimientos y habilidades son irrelevantes, en su vida.

Los seis años posteriores, estará cargado de pocos contenidos útiles para su vida, los pocos temas que verá están cargados de excesiva teoría, abstracta, fragmentada y desvinculada de la práctica y creatividad. En ese sentido el estudiantado se pregunta para que tanto estudiar y memorizar, si todo lo que me enseñan no tiene utilidad, en donde aplico la trigonometría, la geometría y la historia de otras civilizaciones.

La dinámica del estudiantado actual, tiene motivaciones e interese mucho más inmediatos y concretos, aunque un grueso número de estudiantes prefieren obtener buenos puenteos con el mínimo esfuerzo, sin estudiar, sin entregar trabajos y sin realizar las prácticas adecuadas, pues aspiran a obtener buenos trabajos, bien remunerados para tener acceso a bienes y servicios que les ofrece la vida moderna, sin importar sobre quien deben pasar y cuyas condiciones se las ofrecen, con el lema “pague hoy y gradúese mañana”

La falta de información adecuada y la exigencia académica pone hoy en día en entredicho la relevancia de los contenidos curriculares, su pertinencia y práctica en la formación de profesionales de altos quilates, pues la administración educativa se complace en tener la matrícula necesaria sobre la calidad formando seudo profesionales que serán los próximos mercaderes de la Nación.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *