Asesinan a adolescente por presenciar crimen

Ene 11, 2018 | Política | 0 Comentarios

Jorge Luis Arroyo Díaz, de 14 años, fue ultimado por sicarios quienes momentos antes habían asesinado a Mario Grajeda, 50. El ataque fue sobre la diagonal 2, zona 5 de Quetzaltenango.

La versión de testigos indica que Grajeda era perseguido por los criminales, y al llegar a una venta de tortillas donde estaba el adolescente, le dispararon y luego asesinaron a Arroyo Díaz.

El menor de edad se quedó hasta tarde en la venta de tortillas, porque ese día tenía que ayudar a la familia a arreglar los útiles escolares que le compraron, pues este año cursaría segundo básico en un centro educativo cercano.

Un tío de la víctima, quien pidió el anonimato, comentó: «mi sobrino se quedó solo porque mi hija entro rápido y allí fue cuando le dispararon».

El cadáver de Arroyo quedó en el interior de la caseta donde vendía tortillas, mientras el cuerpo de Grajeda fue ubicado en la vía pública.

Registros de la Policía Nacional Civil (PNC) establecen que la madre de Arroyo está en la prisión de Santa Teresa, en cumplimiento a una condena por extorsión, mientras el padre fue asesinado en el 2015, aunque no se estableció si existe alguna relación con el hecho armado.

Con información de Erick Colop