El exvicepresidente de EE.UU. y ahora precandidato presidencial de los demócratas, Joe Biden, realizó este lunes su primer mitin político de cara a las elecciones de 2020 en su estado natal, Pensilvania, donde envió un mensaje de esperanza a la clase trabajadora y tuvo uno que otro avjso para el presidente Donald Trump.

La elección del lugar no fue fortuita. Biden y su familia tienen muchos lazos e influencia en el estado, Pensilvania es conocido por ser clave para las elecciones presidenciales y Trump lo ganó en 2016.

El expresidente aseguró que Pittsburgh representa las ciudades y pueblos hechos por los trabajadores de clase media estadounidense, a quienes calificó como la “columna vertebral” del país. “Francamente, si voy a poder derrotar a Donald Trump en 2020, va suceder aquí (…) con su ayuda, vamos a ser capaces de hacerlo”.

“Queremos a Joe”, gritaban los presentes mientras Biden los animaba a enlistarse en su campaña.

El demócrata aseguró que había tres razones por las que había decidido, después de meses de especulación, unirse a la carrera: para restaurar el “alma de esta nación”, reunificar “la columna vertebral” y unificar a EE.UU.

“Todos lo saben: la clase media esta sufriendo” aseguró, refiriéndose a su segunda razón para convertirse en presidente, e indicó que no se trataba de un número, si no de un “conjunto de valores”.

Biden criticó la repartición de las ganancias de las grandes corporaciones con sus empleados. “La más grande obligación moral de nuestros tiempos es restaurar, reconstruir y respetar la columna vertebral de EE.UU., la clase media. Y mientras la reconstruimos, tenemos que hacer que esta reconstrucción sea inclusiva. Abrir la puerta de oportunidades a todos los estadounidenses, sin importar raza, género, a quién aman, quienes sean o de dónde sean, sin importar si tienen una discapacidad”.

Aseguró que la medida de éxito de sus políticas económicas será la “dignificación” del trabajo. “Ya está pasado el tiempo de que el salario mínimo nacional sea de un mínimo de $15 (…) Ya es hora de recomenzar el trabajo sobre la riqueza”, indicó.

Indicó que único que se interpone para lograr una clase media más fuerte, es el “sistema político roto” que deliberadamente está siendo socavado por un presidente que “continúa abusando del poder” de su cargo.

“Donald Trump es el único presidente que ha decidido no representar a todo el país (…) Necesitamos a un presidente que trabaje para todos los estadounidenses”, afirmó.

Sin embargo, indicó que “podemos (EE.UU.) ser una fuerza positiva para todo el mundo”, agregando que “nada está más allá de nuestras capacidades. Lo único que puede destruir a EE.UU. es EE.UU.”

“Tenemos que dejarles saber quiénes somos. Los demócratas, los independientes que tenemos la misma visión, tenemos que elegir la esperanza sobre el miedo, la unidad sobre la división, y quizá más importante, las verdades sobre las mentiras”, expuso Biden.

Con información de La Voz de América