Con información de Henry Popá.

Quetzaltenango. El Instituto Nacional de Bosques INAB registra aumento de incendios forestales en 2019, en comparación de los ocurridos hasta el mes de julio en 2018, aunque resaltan que el número de hectáreas afectadas ha sido menor siempre teniendo como parámetro el tiempo hasta el mes actual.

El rápido reporte de los incendios, la acción efectiva de las brigadas municipales de respuesta ante emergencias, han sido factores que han ayudado para que el número de hectáreas afectadas no sea mayor.

En varios casos, municipalidades trabajan en conjunto para sofocar las llamas, sin importar en qué jurisdicción ocurra el incendio.

Contabilizan 68 incendios forestales en lo que va del año, en el altiplano quetzalteco 10 más de los ocurridos en la misma época del año pasado. La estadística ha aumentado a partir del año 2017, refieren autoridades.

En las zonas afectadas, hay personas que llegan a talar árboles, acaban con la posibilidad de que se pueda recuperar la flora y fauna en el lugar. Para evitar este extremo, guardarecursos municipales vigilan sectores afectados por los incendios.

Los árboles se pueden recuperar después de un incendio, si estos últimos son de tipo rastrero, afirmaron autoridades del INAB.

Son 278 hectáreas afectadas en Quetzaltenango , tras incendios forestales ocurridos entre 2018 y 2019. La estadística más fuerte registrada en 15 años.

A %d blogueros les gusta esto: