Por Oswaldo Cop

Hace pocos minutos, el Hospital Regional de Occidente (HRO) confirmó la muerte de Javier Polanco García, de 42 años, quien sufrió quemaduras en más del 50 por ciento de su cuerpo y un trauma de cráneo, luego de recibir una descarga eléctrica cuando trabaja en un tendido de alta tensión en La Esperanza, Quetzaltenango.

Polanco García era empleado del Instituto Nacional de Electrificación (INDE) y estaba asignado a la subestación de La Esperanza. Deja en la orfandad a cinco hijos.

Autoridades del centro asistencial informaron que Polanco presentaba quemaduras de tercer grado.

El cadáver fue trasladado al Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif), en la zona 6 de Xela.

A %d blogueros les gusta esto: