Por Erick Colop |

El gobernador departamental de Quetzaltenango, Julio César Quemé Macario, explicó que buscarán utilizar el dinero de caja chica o de fondos rotativos para darle servicio de cambio de aceite de motor a por lo menos cuatro patrullas nuevas de las 14 que no se pueden usar.

Quemé confirmó que un proceso administrativo financiero es el que ha retrasado el mantenimiento de los vehículos nuevos asignados a Quetzaltenango, y que por ello, no pueden utilizarse para seguridad ciudadana.

«Estamos analizando el uso de los fondos de caja chica o fondos rotativos para realizarle el servicio en la agencia para que las patrullas no pierdan la garantía», dijo Quemé.