El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, criticó el miércoles el décimo debate demócrata en Carolina del Sur, poco después de regresar de su viaje a la India.

Se refirió a la décima ocasión en la que se enfrentaron los precandidatos demócratas que quedan en la contienda por la presidencia de Estados Unidos, y que tienen como punto en común intentar reemplazar a Trump en las elecciones de noviembre próximo.

«No es demasiado bueno. No es demasiado bueno», señaló, tras llegar de su viaje a la India a la base aérea en Maryland, según sus declaraciones en un video publicado por la agencia Reuters.

El debate en Carolina del Sur se centró en parte en las opiniones del precandidato Bernie Sanders, sobre temas relacionados con países como Cuba y Nicaragua.

Durante el debate, los demócratas atacaron también la forma en que Trump está atendiendo el coronavirus.

Sanders, por ejemplo, criticó la opinión de Trump e incluso lo llamó «genio» por decir que el virus terminaría en tan solo dos meses.

Tanto Sanders, como la senadora por Minessota Amy Klobuchar y el exvicepresidente Joe Biden arremetieron contra Trump por «reducir» el presupuesto de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades y que ellos aumentarían estos fondos para enfrentar la propagación del virus.

Por su parte, el presidente Trump respondió, a través de Twitter, que «los CDC y mi Administración están haciendo un GRAN trabajo al manejar el Coronavirus, incluido el cierre muy temprano de nuestras fronteras a ciertas áreas del mundo».

Agregó que «los demócratas se opusieron «demasiado pronto», pero resultó ser la decisión correcta».

«No importa qué tan bien lo hagamos, sin embargo, el punto de discusión de los demócratas es que lo estamos haciendo mal. Si el virus desapareciera mañana, dirían que hicimos un trabajo realmente pobre e incluso incompetente. No es justo, pero es lo que es. Hasta ahora, por cierto, no hemos tenido una muerte. ¡Mantengámoslo de esa manera!», escribió Trump.

En el debate de Carolina del Sur llegaron al estrado además el exvicepresidente Joe Biden, el exalcalde de South Bend Pete Buttigieg, las senadoras Elizabeth Warren y Amy Klobuchar, y los multimillonarios Michael Bloomberg y Tom Steyer.

Durante el debate, los candidatos se reclamaron unos a otros e ignoraban sus límites de tiempo.

Sanders fue criticado por los rivales, por su ambiciosa agenda económica y advirtieron que si resultara nominado podría el partido sufrir revés en el intento por llegar a la Casa Blanca y para mantener el control del Congreso.

Con información de La Voz de América