Un día después de que el Senado mexicano ratificara el nuevo acuerdo comercial con Canadá y Estados Unidos, el primer ministro canadiense Justin Trudeau visitará Washington el jueves para discutir el acuerdo y otros asuntos comerciales con el presidente estadounidense Donald Trump.

Por una votación casi unánime en el Senado el miércoles, México se convirtió en el primer país en aprobar el Acuerdo entre los Estados Unidos, México y Canadá, a pesar de los recelos de los liberales y las tensiones con Estados Unidos por la inmigración.

«Ahora, en una nueva circunstancia, podemos tener estas relaciones comerciales que son buenas, beneficiosas, porque significan inversión extranjera en México, significan trabajos en México, significan tener el comercio de los bienes que producimos en Estados Unidos garantizados», dijo el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador.

El nuevo acuerdo es casi idéntico al anterior. Las principales diferencias incluyen la condición de que los autos exportados a EE.UU. deben contener más piezas fabricadas en EE.UU., y los productores lácteos de EE.UU. podrán vender productos a Canadá.

El parlamento canadiense aún no ha votado sobre el nuevo acuerdo, que enfrenta la oposición en la Cámara de Representantes de Estados Unidos liderada por los demócratas.

El nuevo acuerdo reemplaza al Acuerdo de Libre Comercio de América del Norte de 1994, que Trump alegó que mató empleos en Estados Unidos y le dio todas las ventajas a México.

Con información de La Voz de América