Por Shirlie Rodríguez |

Los perros Fanny, Luly, Canela y Negra fueron envenenados en la zona 4 de Quetzaltenango, acción que genera el repudio de vecinos.

Los pobladores del sector se sorprendieron al ver que los canes estaban agonizando en la vía pública.

Rony Álvarez, vecino del sector, repudia el hecho e indica que existen otras medidas para evitar la proliferación de perros callejeros y no hacerlos sufrir.

Carlos Hernández, otro vecino, explica que los perros cuidaban el sector porque alertaban al ver a desconocidos.

Es una ingratitud que le hagan esto a los perros, si ellos no molestan y ya conocen a los vecinos. Vamos a averiguar y a denunciar estos casos”, dijo Guadalupe Sac, quien adoptó a los perros.