Los senadores republicanos Ted Cruz y Paul Gosar anunciaron el domingo que están en cuarentena voluntaria después de haber asistido a una reunión de conservadores en febrero donde una persona dio positivo a la prueba del nuevo coronavirus.

La persona, que estrechó la mano a Cruz en la Conferencia de Acción Política Conservadora en Oxon Hill, Maryland, dio positivo al coronavirus en los suburbios de Washington.

Otros políticos y activistas asistieron a ese evento en las afueras de la capital estadounidense del 26 al 29 de febrero.

Cruz dijo que no experimenta ningún síntoma, se siente bien y que las autoridades médicas le han informado que las posibilidades de contagio son sumamente bajas.

No obstante, el senador explicó que como medida de precaución no saldrá de su residencia de Texas hasta que hayan pasado 14 días completos desde que interactuó con el hombre.

Aunque según los expertos el período de incubación es de cinco a seis días, Cruz decidió aislarse dos semanas.

Agregó que los médicos le dijeron que las personas con quienes él ha interactuado en los últimos 10 días no deben preocuparse de un posible contagio.

El presidente Donald Trump y el vicepresidente Mike Pence también asistieron a la conferencia, pero según el organizador del evento, Matt Schlapp, líder de la Unión Conservadora Americana, ninguno de ellos tuvo contacto con la persona infectada por el virus.

Por su parte, el senador Gosar, quien representa a Arizona, dijo que tuvo una interacción más prolongada con el individuo y se estrecharon las manos en varias ocasiones, y aunque no tiene síntomas, se mantendrá en su casa también por 14 días.

Con información de La Voz de América