Ante la preocupación que existe sobre una posible recesión, el secretario de Comercio de Estados Unidos, Wilbur Ross, se sumó el lunes al coro de autoridades gubernamentales que minimizó los temores a una recesión inminente.

Así lo afirmó en una entrevista con Fox Business Network, después de que la curva de rendimiento de los bonos del Tesoro se invirtió temporalmente la semana pasada por primera vez en 12 años.

En sus palabras: “Con el tiempo habrá una recesión, pero bajo mi punto de vista esta inversión no es tan fiable como piensa la gente”.

Hay funcionarios de la Casa Blanca quienes también minimizan dichos temores, después de la fuerte caída de la semana pasada en los mercados financieros. Incluso defienden las prácticas arancelarias del presidente Donald Trump.

Los interrogantes comenzaron luego de la caída de 800 puntos del índice Dow Jones en Wall Street. Esto equivale a un 3,05 por ciento, que representa el mayor descenso durante un mismo día registrado en lo que va de año. El índice Standard & Poor’s 500 bajó 2,93 por ciento y el Nasdaq retrocedió un 3,02 por ciento.

El principal asesor económico de la Casa Blanca,Larry Kudlow, aseguró este domingo en una entrevista de «Fox News Sunday» que, no hay «reseción a la vista», e indicó que los consumidores pueden gastar y ahorrar más, debio a que tienen mejores sueldos.

“Los consumidores están trabajando. Sus sueldos están aumentando. Están gastando y estás ahorrando (…) Creo que estamos en muy buena forma (…) Nos está yendo bastante bien a mi juicio. No tengamos miedo al optimismo», aseguró Kudlow.

Así mismo, Peter Navarro, asesor de comercio de la Casa Blanca, aseguró durante una entrevista en el programa de ABC «This Week»: “Tenemos la economía más fuerte del mundo y el dinero viene para nuestro mercado de valores».

Con información de La Voz de América