Por Fredy de León |

El Tribunal de Sentencia Penal y Delitos Contra el Ambiente de Sololá condenó a una mujer por el delito de caso especial de estafa en forma continuada.

La investigación indica que despojó de cerca de Q500 mil a varias personas, por medio de una empresa mercantil y una asociación que usó como fachada.

La carpeta fiscal da cuenta de que en el 2016 Manuela Guarchaj Chovón creó dos entidades jurídicas, según la acusación, y bajo este respaldo captó fondos ofreciendo beneficios y diferentes servicios mercantiles que nunca se concretaron.

Consta también en la carpeta judicial que fueron once cuentahabientes a quienes se les defraudó por montos desde Q1 mil hasta Q150 mil, ascendiendo a Q451 mil 103 la suma total.

Las evidencias presentadas por el Ministerio Público (MP) fue esencial para que el Tribunal condenara a Guarchaj Chovón a 6 años y 10 meses en prisión y el pago de una caución económica de Q50 mil.

La sentencia fue elevada en base a la Ley de Protección de Personas de la Tercera Edad ya que entre los agraviados hay dos.

La mujer continuará en la Granja Penal Cantel de Quetzaltenango en donde guarda prisión hasta que la condena quede firme.

A %d blogueros les gusta esto: