Con información de Shirlie Rodríguez.

La Coordinadora Institucional de Promoción por los Derechos de la Niñez (Ciprodeni) dio a conocer su postura ante la iniciativa del Gobierno de Jimmy Morales, que busca un acuerdo con el presidente Donald Trump para que Guatemala sea declarado un tercer país seguro y reciba a migrantes que piden asilo en Estados Unidos.

El secretario ejecutivo de CIPRODENI, Otto Rivera, hace un llamado para que esta propuesta quede suspendida de forma definitiva ya que hasta ahora solo se ha frenado de forma provisional por un recurso puesto por el Procurador de Derechos Humanos (PDH), Jordán Rodas.

Según esta entidad, Guatemala no cuenta con las condiciones para atender a sus niños y adolescentes, por lo tanto tampoco la tendría para atender a personas de otros países. Esto, ante la precariedad en temas de salud, educación y seguridad.

«No se puede buscar mecanismos para recibir a otros cuando los nuestros ni siquiera tienen la protección mínima de parte del Estado», refiere Rivera.

CIPRODENI también resalta las malas condiciones que se tienen en la frontera en Estados Unidos, en los centros de detención y que es lamentable que los ministros de Relaciones Exteriores, además de Gobernación, indiquen que están bien las condiciones. «Ningún niño estará bien si está separado de su familia», agregó Rivera.

CIPRODENI solicitará audiencia temática a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para hacer una denuncia de la violación de los derechos de la niñez, la cual se hará a nivel centroamericano.