El exvicepresidente Joe Biden ganó el martes las elecciones primarias del Partido Demócrata en la Florida, Arizona e Illinois, en una victoria convincente sobre el senador Bernie Sanders.

Con casi todos los votos contados en la Florida, Biden superaba a Sanders 62% a 23%. El margen era similar en Illinois, donde con más de la mitad de los precintos Biden marcaba un 59% a 36%.

Con las victorias del martes, Biden ha ganado 19 de los últimos 23 estados que han celebrado primarias.

Sanders, quien se describe como un socialista democrático, ha prometido una revolución social y económica, que incluye una masiva reforma del sistema de atención a la salud de Estados Unidos.

Biden afirma que los votantes están más preocupados en restaurar la estabilidad y la decencia en la Casa Blanca y desean soluciones prácticas a los problemas y no los drásticos programas revolucionarios de Sanders.

Biden habló desde su casa en Delaware en horas de la noche y dijo que aunque él y Sanders tienen diferencias en sus tácticas, comparten las ideas de una atención a la salud más accesible para todos, reducir la desigualdad y combatir el cambio climático.

“El senador Sanders y sus simpatizantes ha imprimido una destacada pasión y tenacidad a todos estos temas”, dijo Biden. “Juntos ellos han dado un giro a la conversación fundamental en este país. “Así pues, permítanme decirles, en especial a los electores jóvenes inspirados por el senador Sanders, los he escuchado. Sé lo que está en juego. Sé lo que debemos de hacer”.

Aunque aún no se han anunciado los delegados obtenidos por Biden y Sanders el martes, con las tres victorias el vicepresidente tendrá una ventaja prácticamente insuperable.

Un candidato necesita 1.991 delegados para ganar la nominación y enfrentar al presidente Donald Trump en las elecciones de noviembre.

Con información de La Voz de América