Por cumplirse nueve días de la muerte del oficial segundo de Bomberos Voluntarios, Ciro Camey, se desarrolló una misa en la Catedral Metropolitana de Los Altos, donde asistieron familiares, amigos y compañeros del socorrista.

Camey murió el 23 de noviembre reciente, en un incendio en una bodega donde almacenaban pirotecnia, cerca de la Terminal de Buses Minerva, zona 3 de Xela. El socorrista, de acuerdo a la versión de compañeros, no fue advertido por los comerciantes que era un riesgo ingresar al inmueble.

Juan José Hernández, director de la Quinta Compañía de Bomberos Voluntarios, explicó que la misa se desarrolló en conjunto a la familia del socorrista, como parte del apoyo que les están brindando.

Hernández añadió que entregaron al Ministerio Público (MP) el traje que vestía la noche del incendio Camey, pues el caso está bajo investigación.

El domingo, integrantes de la Asociación de Jóvenes Becarios del Departamento de Estado desarrollaron ventas de antojitos en el frontispicio de la Municipalidad de Quetzaltenango para apoyar a la familia del oficial.

Con información de Shirlie Rodríguez