Por Shirlie Rodríguez |

Eduardo Enrique García Monroy, de 21 años, alias “El Botitas”, y Franklin Omar Carreto, 22, alias “Chimpa”, enfrentan juicio por tres asesinatos.

El proceso se desarrolla en el Tribunal Segundo de Sentencia Penal de Quetzaltenango, donde el Ministerio Público (MP) ha presentado sus pruebas.

Según la información de la acusación, los dos sindicados ingresaron a un bus, en San Martín Sacatepéquez, Quetzaltenango, y dispararon en contra de los pasajeros.

En este ataque murieron tres personas, los hermanos Aniceto Teodoro y David Samuel, de apellidos Díaz Vásquez, y Francisco Luis Matías. Los dos primeros murieron dentro de la unidad, mientras el tercero en el Hospital Nacional de Coatepeque.

En este caso, García Monroy se encuentra recluido en la cárcel de Fraijanes y se decidió que no sería trasladado al Centro Regional de Justicia, en Xela, por ser catalogado como un reo de alta peligrosidad.  

El segundo sindicado se encuentra en la Granja Penal de Cantel y él escucha el caso de forma presencial, mientras que García está a través de una videoconferencia.

A %d blogueros les gusta esto: